Entonces dijo el sumo sacerdote: <<El dijo que él nació ciego, y ahora el vé; ¿cómo puede esto suceder?>>:

            El padre y la madre del ciego de nacimiento replicaron: <<Verdaderamente el nació ciego de nacimiento: <<Da gloria a Dios, y dí la verdad>>.

            (Ahora el padre y la madre del ciego temían hablar, debido a que un decreto había sido emitido por el senado romano de que ningún hombre debía hablar en favor de Jesús, el Profeta dijeron: <<El tiene edad, preguntadle>>).

            El sumo sacerdote, entonces, dijo al ciego de nacimiento: <<Da gloria a Dios y dí la verdad, porque nosotros conocemos a ese hombre, el que dices que te curó, y él es un pecador>>.

            El ciego de nacimiento respondió: <<Si él es un pecador, yo no lo se; pero esto es lo que sé, que yo no veía y él me iluminó. De seguro, desde el principio del mundo hasta ahora, nunca ha sido iluminado un ciego de nacimiento se asombró por la incredulidad de ellos, y dijo: <<Os lo he dicho, ¿así que por qué me preguntaís otra vez? ¿Os volvéis vosotros también sus discípulos?>>.           

El sumo sacerdote entonces lo insultó diciendo: <<Tú naciste por completo en pecado, ¿y vas a enseñarnos?  ¡Vete, y hazte tú discípulo de ese hombre!, ya que nosotros somos discípulos de Moisés, y sabemos que Dios habló a Moisés, pero a lo que se refiere a este hombre, nosotros no sabemos quién es>>. Y ellos lo arrojaron fuera de la sinagoga y templo, prohibiéndole hacer oración con los puros entre Israel.

CAPÍTULO 158

            El ciego de nacimiento fue a ver a Jesús, quién lo consoló diciendo: <<Nunca has sido tú tan bendito como lo eres ahora, ya que tú estas bendito por nuestro Dios, quién habló a través de David, nuestro padre y Su Profeta, contra los amigos del mundo, diciendo: "Yo maldigo vuestra bendición". Porque la tierra no es tan contraria al aire, ni el agua al fuego, ni la luz a la oscuridad, ni el frío al calor, ni el amor al odio, como la Voluntad de Dios es contraria a la voluntad del mundo>>.

            Los discípulos entonces preguntaron, diciendo: <<Señor, grandes son tus palabras; dinos, por lo tanto, el significado, ya que todavía no entendemos>>.

            Jesús contesto: <<Cuando conozcáis al mundo, veréis que yo he dicho la verdad, y así conoceréis la verdad en cada Profeta. Sabed, entonces, que hay tres clases de mundos comprendidos en un solo nombre: uno es el de los cielos y la Tierra, con el agua, el aire y el fuego, y todas las cosas que son inferiores al hombre. Ahora bien, este mundo en todas las cosas sigue la Voluntad de Dios, ya que, como dijo David, el Profeta de Dios: "Dios les dio un precepto que ellos no transgreden".            El segundo s que todos los hombres, tal como la "casa de Fulano" nos e refiere a las paredes, sino a la familia. Ahora bien, este mundo, otra vez, ama a Dios; porque por naturaleza todos anhelan a Dios, ya que en tanto que según la naturaleza todos anhelan Dios? Porque ellos anhelan todos un bien infinito sin ningún mal, y esto es solamente Dios. Por lo tanto Dios Misericordioso envió a Sus Profetas al mundo, para su salvación.

            El tercer mundo es la condición caída del hombre de pecador, que se ha transformado a sí misma en una ley contraria a Dios, el Creador del mundo. Esto hace que el hombre se vuelva como los demonios, los enemigos de Dios. Y a este mundo Dios odia tan severamente quitado su don de profecía. ¿Y que?digo? Como que Dios vive, ante Cuya Presencia comparece mi alma, cuando el

364